Cambiar de valores, nuevas prioridades

La fragmentación de la atención, los mecanismos para recuperarla y nuestra relación con la tecnología han desplazado los temas habituales del blog a un segundo término (GTD, sistemas, gestión objetivos …)

Es un tema que me preocupa como hacía tiempo que no me preocupaba ningún asunto en la efectividad personal. Quizás porque la estoy viviendo en primera persona, veo como me cuesta cada vez más hacer cosas tan convencionales como leer, escribir posts para el blog o dedicarme a una sola cosa cuando estoy trabajando con el ordenador …

El otro gran tema es la relación que tenemos hoy en día con la tecnología y cómo nos deshumaniza. Dejemos de lado vivir experiencias reales, estar cara a cara con otras personas para compartir, para hacerlo escondidos detrás de un dispositivo y un avatar.

Nunca habíamos tenido tantos recursos para comunicarnos pero cada vez estamos más lejos unos de otros – @davidtorne Click Para Twittear

Empecé el año hablando de mis objetivos, de cómo se había torcido el año pasado y sobre cómo pretendía enderezarlo. Hablé de formación, reciclarse como profesional, de un plan bien pautado para introducirme a nuevas tecnologías como el blockchain o el Machine Learning. ¿En que ha acabado todo esto?

No diré que lo he abandonado pero sí que ha habido giro inesperado. Más que imprevistos he vivido un cambio de valores y por lo tanto también de prioridades.

Me parece interesante comentaros como se ha ido gestando la transformación. Que ha sucedido para cambiar la determinación para alcanzar unos objetivos y para mover el centro de gravedad en la temática del blog.

Formarse para hacer

Uno de mis anhelos era reciclarme como programador.

Las cosas a veces se precipitan. Hay compañeros que dejan la empresa y sus responsabilidades deben redistribuirse entre el resto. Cuando se produjo la última marcha entré a formar parte de un equipo donde se trabaja con una nueva tecnología.

Entonces no lo sabía pero pronto encontraría toda la emoción que necesitaba. No sólo se trataba de trabajar con recursos diferentes, también trabajar de una forma diferente, lo que suponía un dolor de cabeza adicional y no previsto.

Mi jefe hizo una reflexión que cambió mi forma de ver las cosas: «Hacer formación por hacer formación no tiene ningún sentido». Te formas con una finalidad real, no sólo para acumular conocimiento y habilidades.

Canalizar los intereses

El conocimiento siempre tiene valor, si además lo puedes utilizar para mejorar tu vida, tiene impacto – @davidtorne Click Para Twittear

¿Dónde ha quedado el plan de introducirme en nuevas tecnologías? Pues la he reubicado, ha pasado de ser un objetivo a ser un interés.

Dejo de lado el plan predefinido para alcanzar un objetivo y obtener metas intermedias cambiándolo por algo más agradable y pausado. Un plan de lecturas y cursos breves para ir entrando poco a poco.

Queda la sensación amarga de no ser capaz de llevar hasta el final el «plan maestro» diseñado a principios de año y las dudas sobre si existía un compromiso real.

Llenar mi vida con sentido

Leer es importante para mí. Es la fuente de nuevas ideas y de cambios de mentalidad.

Uno no cambia la forma de hacer y de ser para leer un libro pero la lectura ayuda a conectar puntos, a tejer una visión sobre un tema, o un aspecto de la propia vida, conectando nuevas con las viejas ideas creando así una nueva visión.

Esto es lo que me ha sucedido al leer los libros de Carl Newport, Deep Work y Digital Minimalism, me ha permitido verbalizar el problema que supone el uso continuado de la tecnología como vía de entretenimiento y de evasión.

Los servicios de streaming de vídeo, música o juegos ocupan cada vez más nuestro tiempo. La relación a través de servicios de mensajería o por otros medios similares, sustituye la comunicación en persona.

Todo esto transforma las relaciones con los demás. Las vuelve más superficiales y nos roba parte del sentido de nuestra existencia. Sé que esto último es muy gordo pero las relaciones relevantes con otras personas son una parte fundamental para dar sentido a nuestra vida.

Se trata de trabajar deliberadamente cuando hay que trabajar y buscar un ocio centrado en experiencias reales y en relaciones cara a cara con otras personas.

Cuando hace tanto tiempo que vivos dentro de la burbuja digital salir fuera resulta todo un reto

Ansiedad

Desde hace años padezco un trastorno de ansiedad.

La primera semana de enero de este año me dieron de alta y aguanté 4 meses hasta volver a recaer. Los profesionales que me acompañan me han hecho entender que mi gran problema es mi estilo de vida con un ocio pasivo y poca interacción social (Os suena el tema?).

Experimentar las consecuencias negativas de la falta de socialización es el empujón definitivo para cambiar de prioridades. Intentaré encontrar las vías para compartir, experimentar y vivir en primera persona. Ya no es un objetivo es una necesidad.

Que incorpore otros temas no significa que abandone cosas como GTD, los hábitos o hablar de alguna herramienta destacada.

Espero no haberos mareado demasiado con mis movidas pero he encontrado interesante hablar para mostrar cómo ha ido el proceso. Esto es un blog sobre efectividad, pero un blog personal sobre efectividad ;-)

Espero que a partir de septiembre pueda aportar una nueva ola de frescura hablando sobre gestión de la atención, sobre crear una relación asertiva con la tecnología y en crear ocio de calidad.

Buenas vacaciones a todos y hasta el próximo septiembre.

Photo by Ross Findon on Unsplash

Opt In Image
Llista privada
Més productivitat i efectivitat

Articles del blog + Newsletter amb contingut exclusiu al teu mail.

Rep l'ebook 'Els meus objectius. De la idea a la realitat' de regal per aprendre a definir les teves fites.